No coma cuento… ¡Tampoco chatarra!

La etiqueta deberá ser de alto impacto preventivo, clara, visible, legible y de fácil identificación.

0
224
Chile, México, Uruguay y Perú son países de la región que ya implementan este etiquetado.
Secretaría de Inclusión Social, Familia y Derechos Humanos

Es claro que estamos en una sociedad en la cual el consumismo es la base de nuestra vidas, ya sea para objetos tecnológicos, propiedades, etc. El ser humano de por sí necesita elementos para vivir y uno de los más indispensables es el protagonista de esta encrucijada: la comida.

En específico la «comida Chatarra», la cual se denomina así por su poca cantidad de nutrientes y por ser rica en contenido de grasas, azúcares y sales, elementos que pueden ser perjudiciales para la salud si se consumen en exceso.

Es entonces que se decidió lanzar un proyecto que le plantea una ley a los productores de este tipo de alimentos.

Lo que obliga la ley

Los fabricantes están obligados a etiquetar los productos considerados «comida chatarra» con sus consecuencias nocivas para la salud.

«La etiqueta deberá ser de alto impacto preventivo y con mensajes inequívocos que adviertan al consumidor de los contenidos excesivos de nutrientes críticos», se explicó.

Esta ley se estableció para que los productos comestibles o bebibles tengan una correspondiente clasificación de acuerdo con su nivel de procesamiento.

Estos alimentos contarán con sellos frontales de advertencia, según sea lo establecido por el Ministerio de Salud y Protección Social.

Los consumidores

Este proyecto generó opiniones encontradas entre fabricantes y consumidores.

Por parte de los consumidores se muestra un agrado, dado que la obesidad es un problema que ataca a nuestra juventud de forma muy preocupante.

De acuerdo con las cifras, la edad de mayor consumo de «comida chatarra» se ubica entre los 2 y 19 años, personas que consumen más del doble que los adultos.

El problema de la obesidad es muy preocupante y no solo entre jóvenes, sino en la población en general.

Lo anterior, puede desencadenar en diabetes, accidentes tanto cardiovasculares como cerebrovasculares, hipertensión o cáncer.

Los productores

Al convertirse en ley los fabricantes no tienen nada más que hacer que aplicar la normativa para continuar con sus actividades productivas.

Pero desde un punto de vista mas detallado ¿en qué los puede afectar específicamente? Algo que es claro es que este tipo de etiquetas va a cambiar la forma de pensar de los consumidores a la hora de comprar, ya que al tener este tipo de avisos, habrá personas que no se tomen tan a la ligera el consumir estos alimentos.

Esto afectará las ventas de una manera considerable, al ser los consumidores mucho más consientes y al optar por opciones mucho más saludables y balanceadas.

Es así que el desconcierto de las empresas es notorio. Pero esto también se puede ver como una oportunidad de cambio.

Las empresas no pueden hacer una modificación en sus procesos de manera inmediata, dado que esto podría llegar a ser muy costoso.

El panorama de los fabricantes es un poco complicado mientras adoptan las nuevas medidas, pero al final podría ser una oportunidad de incurrir en nuevos territorios comerciales.

En conclusión esta ley es igual que todas las demás: afectará por un lado a unos y beneficiará por otro lado a otros, pero esta vez van a ser muchos mas los beneficiados.

Lo primordial debe ser nuestra salud, la salud de nuestras familias y más aún la salud de las generaciones que algún día son las que tomarán las riendas de la sociedad.

Es el momento para empezar a enfatizar en hábitos saludables, haciendo que cuando todo esto empiece a volver a la normalidad ya sean parte de nuestro vivir. Nunca es tarde para que nos reinventemos como sociedad y busquemos una mejor calidad de vida.

Texto: Daniel López
Estudiante de Tecnología en análisis de costos y presupuestos
ITM

Servicio social

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here